¿Qué estarán pensando?

Apreciación de la situación política # 73

En la lucha del poder, especialmente en situaciones límites donde hay que hilar fino, la estrategia a utilizar debe tener cierto grado secretismo que dificulte al contrario tomar las acciones correspondientes para enfrentarla. Esta semana diferentes voceros de la MUD nacional dieron declaraciones que pueden ser contraproducentes, aunque en una primera impresión, parecieran ser adecuadas para el momento político que se vive.

En una primera declaración se dice que para la recolección del 20% de las firmas, para que sea posible el RR, la meta no son los cuatro millones necesarios, sino ocho, diez y hasta once millones manifestaron algunos voceros. ¿Y cuál es el problema? En realidad no debería haber ninguno, pero si nos colocamos en el lado del régimen bien podrían pensar qué pasaría si se obtienen más de las 7.600.000 que se necesitan para revocar al mandamás ¿Sería necesario realizar el RR oficialmente, a sabiendas que en la práctica ya está revocado? El régimen debe entender que ese escenario no se puede presentar al momento de la recolección del 20% de las firmas necesarias para oficializar el RR, en consecuencia, ya debe haber girado instrucciones a las señoras del ente electoral para que ese escenario no se produzca, empezando que solo deben asignar las máquinas necesarias que permitan, con mucho trabajo y dificultades para los electores y los partidos, obtener los cuatro millones necesarios. Ahora, para el régimen, el problema no es el RR que saben que lo tiene perdido, sino como evitar la revocación anticipada en el evento de la recolección del 20%.

Poco tiempo después, el secretario general de la MUD, anuncia una megamarcha o la toma de Caracas de forma “masiva” para exigirles a las rectoras que anuncien, finalmente, cuando será la fecha de la recolección del 20% de las firmas. Sin entrar a discutir la eficacia política que pueda tener esta convocatoria en la conciencia ética de las señoras del CNE, la MUD deberá diseñar y organizar un muy buen operativo de seguridad para que no se produzcan acciones violentas en esa manifestación que pueden ser inducidas por infiltrados del régimen dentro de la marcha. Deben recordar, en la MUD, que la rectora principal, en varias ocasiones, ha amenazado con suspender la solicitud del RR si se producen acciones violentas en el país o contra el CNE en particular. No provocar esta situación es responsabilidad de la oposición.

En otra declaración, el presidente de la AN anuncia que estaría dispuesto a medirse en primarias para unas elecciones presidenciales que aún no están previstas ¿No sería más pertinente exigirle al ente electoral que se pronuncie por las elecciones de gobernadores y diputados regionales que si están prevista para este año, sin olvidar el proceso de primarias para estas elecciones?

Algunas veces es difícil, muy difícil, deducir que están pensando los dirigentes de la oposición ¿o es que ellos saben algo que los otros no sabemos?