ANCO rechaza acuerdos de cohabitación con el régimen y propone la gran consulta popular plebiscitaria

 A los venezolanos y comunidad internacional

“Que el Soberano decida el futuro de Venezuela”

 LA ALIANZA NACIONAL CONSTITUYENTE ORIGINARIA, ANCO, organización no partidista de la Sociedad Civil, hace del conocimiento de la Nación y la Comunidad Internacional y sus órganos de representación, su rechazo frente a la nueva agresión que infringió la tiranía narcoterrorista el día 16 de septiembre del presente año a la legitimidad institucional representada por la Asamblea Nacional, la Constitución Nacional y la Soberanía Popular consagrada en el art. 5 Constitucional, en confabulación con sectores marcadamente minoritarios y tradicionalmente colaboracionistas, autocalificados de opositores, carentes de representatividad popular en la Asamblea Nacional, con el propósito de destruir la ruta definida por: i.- Cese de la Usurpación, ii.- Gobierno de Transición, iii.- Elecciones Libres, mayoritariamente aceptada por los venezolanos y así eternizarse en el poder. Estos grupos ya habían manifestado su apoyo al régimen al acompañar la elección presidencial fraudulenta del 20 de Mayo de 2018, razón por la cual se desconoce nacional e internacionalmente a Nicolás Maduro Moros como Presidente legítimo de los venezolanos.

1.- ANCO rechaza, cualquier iniciativa de transición que implique convivencia o coexistencia, de impunidad o perdón de los crímenes y delitos cometidos por la tiranía. La Ruta constituida y decidida, debe avanzar con la firmeza y rapidez que exige la realidad actual venezolana, en razón a lo cual rechazamos con firme determinación el nefasto despropósito de la tiranía, y de quienes a espaldas de los venezolanos se confabulan para llevar adelante un detestable acuerdo, repudiado por la nación y la Comunidad Internacional, y pretender a su nombre fortalecer la criminal ruta hegemónica de la tiranía, atendiendo a sus particulares intereses sobre los de la nación. Ese acuerdo evidencia el talante totalitario y fraudulento de la tiranía al negociar a la vez con dos sectores políticos diferentes en su propósito de ganar tiempo y legitimar la permanencia de Nicolás Maduro Moros al frente de la administración nacional y su desastroso entorno usurpador criminal e ilegitimo.

2.- ANCO repudia, el nuevo y funesto ardid con que se pretende perpetuar la tiranía y la coexistencia, con la persecución, encarcelamiento y exilio de diputados opositores y la incorporación ilegal de los diputados del PSUV, incursos en “abandono del cargo” (art. 191 CRBV) durante 4 años y desde su seno: i.- Asaltar y controlar la Asamblea Nacional, ii.- Nombrar un nuevo CNE espurio, y convocar fraudulentamente elecciones para una nueva Asamblea Nacional en el 2020, manteniendo su antidemocrático andamiaje electoral sin hacer la reingeniería total necesaria para garantizar la pulcritud y confiabilidad del proceso. Asistir a elecciones en esas condiciones es hacerse cómplice de la tiranía. iii.- Colateralmente destituir la actual Fiscal General de la República legítima y Magistrados del Tribunal Supremo de Justicia legítimos, liquidando los últimos vestigios institucionales y legales existentes, reconocidos por la Comunidad Internacional, para legitimar su impune conducta criminal, corrupta, narco traficante y terrorista, consolidando la hegemonía de la tiranía sobre la soberanía territorial, sus riquezas, a manos de bandas delincuenciales, y terroristas nacionales e internacionales, con la anuencia y cómplice protección de la tiranía. Y con ello la pérdida definitiva de la República.

3.- ANCO considera, y así lo declara frente al país y la Comunidad Internacional, ante los reiterados y fallidos intentos de los factores politicos de la oposición, empecinados en transitar una ruta electoral controlada fraudulentamente por el régimen, que habiéndose agotado prácticamente todas las opciones legales y democráticas, ha llegado de manera impostergable la urgente necesidad de acudir a la Soberanía Popular, con aplicación del principio de autodeterminación de los pueblos y acorde con los artículos 5, 70, 326, 333 de la Constitución para que en una GRAN CONSULTA POPULAR PLEBISCITARIA, el pueblo soberanamente decida sobre el presente y futuro del país, como última instancia superior e inapelable; a realizarse dentro y fuera de Venezuela, sin la injerencia del CNE, al no ser de su competencia (art.293 CRBV, numeral 5), organizada por la Sociedad Civil.

Corresponde constitucionalmente a los ciudadanos: en quienes reside la soberanía nacional y depositarios del Poder Originario, asumir su corresponsabilidad en la seguridad de la nación, como también su deber de colaborar en el pleno restablecimiento constitucional, decidir en consecuencia sobre la permanencia o no de Nicolás Maduro Moros y su entorno usurpador en el poder y las medidas consecuentes que garanticen los fines y propósitos establecidos en la ruta para el restablecimiento de la libertad y la democracia.

4.- ANCO propone, que la CONSULTA POPULAR PLEBISCITARIA, sea previamente concertada con la Comunidad Internacional, apoyada y supervisada por ésta de manera efectiva, de forma de lograr y garantizar su convocatoria, realización y posterior acatamiento a su mandato, ante la posibilidad de que el régimen pretenda evitarla.

Dicha concertación puede hacerse a través del Órgano de Consulta del TIAR que deberá reunirse el martes 23 de septiembre de 2019 en Nueva York, enfatizando su carácter democrático, electoral, pacífico, plural, incluyente y constitucional, condiciones que aboga preferiblemente la Comunidad Internacional, difícilmente rechazada u objetada por las naciones y gobiernos democráticos, pues se trata de acudir a la SOBERANIA POPULAR, fuente de las leyes, razón y soporte de la democracia, cuya aplicación evita la dolorosa confrontación con pérdida irreparable de vidas y bienes. Su no acatamiento por el régimen, o la inaceptable negativa a desalojar el poder, obliga acudir finalmente a soluciones de fuerza, no deseadas, contempladas en el ordenamiento constitucional e internacional, puesto que LA CONSULTA OTORGARÍA EL SOPORTE LEGAL Y CONSTITUCIONAL A TODA INICIATIVA, nacional o internacional orientada a liberar nuestro país. Permite en consecuencia abordar y transitar opciones disuasivas y amenazas ciertas como la norma de Responsabilidad de Proteger (R2P) de la Naciones Unidas, al empleo de Misiones Militares en el País establecido en el art. 187, #11 constitucional, también contemplado en el Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca, TIAR; y de igual manera, ante su previsible resultado y contando, reiteramos, con el apoyo efectivo y disuasivo de la Comunidad Internacional, permita el Cese de la Usurpación, y avanzar en el establecimiento de un Gobierno de Transición que inicie la reinstitucionalización y estabilización del país, el rescate de la democracia y la organización de unas elecciones libres. Que sea la Soberanía Popular quien decida el destino de Venezuela.

5.- ANCO solicita, respetuosamente al ciudadano Presidente (e) Juan Güaido, haga suya y lleve en su próxima visita a la ONU nuestra propuesta, ya expresada públicamente en junio del presente año: “Solicitamos al Ciudadano Presidente (E) Juan Guaidó Márquez, acoja esta propuesta electoral, incluyente, plural, y pacífica, expresión concreta de la Soberanía Popular; convocando a la brevedad esta Consulta Plebiscitaria en ejercicio pleno de la Presidencia de la República, acorde con los artículos 7, 137, 232 y 236, a objeto de que en el marco de sus atribuciones constitucionales, junto a la Ciudadanía y Comunidad Internacional, se logre pleno restablecimiento del orden constitucional, económico, social y democrático, lo que representaría la salvación del país”. Proceda usted Sr. Presidente a acompañar la convocatoria de esta Consulta Popular Plebiscitaria, como idóneo recurso ciudadano constitucional, y seguro contará con el apoyo y participación decidida de las grandes mayorías nacionales, de la Comunidad Internacional que igualmente le apoya y estaríamos así salvando la República.

A la luz de todo lo que ha pasado hasta hoy, es preciso que sean los venezolanos junto al apoyo efectivo de la Comunidad Internacional los que decidamos qué hacer, garantizando la ejecución del mandato popular. El Cese de la Usurpación será consecuencia de una decisión inequívoca del Soberano Pueblo de Venezuela y no de una negociación para perpetuar una cohabitación con factores que no representan a los venezolanos. Será la voluntad y Fuerza Popular y la Comunidad Internacional que lo asuman y lo impongan como solución alternativa al problema, porque sería la expresión definitiva de la Soberanía Popular. Si todos queremos que Nicolás Maduro Moros y sus delincuentes se vayan, entonces hay que imponerlo como solución al régimen, y a todos aquellos que aún persisten en acuerdos de cohabitación y elecciones fraudulentas. La solución siempre deberá estar a favor del pueblo venezolano, contando con la garantía plena de hacer cumplir el mandato del Pueblo Soberano expresado libremente en una Consulta Popular Plebiscitaria.

6.- ANCO alerta, a la Comunidad Internacional, que el secuestro y permanencia de la tiranía en el poder, representa una amenaza cierta a la libertad, la democracia y la paz de la región, del continente y el mundo. Las democracias de la región, acorde con el Foro de San Paulo, son objetivos politicos inmediatos de dominación por parte de estos factores delincuenciales, amparados en las prácticas y herramientas políticas propias de la democracia, para asaltar el poder y luego dominar, oprimir y destruir naciones; lo que amerita una respuesta efectiva inmediata continental a tales despropósitos totalitarios hegemónicos. Venezuela es víctima de este accionar y centro de irradiación, soporte y protección de estos nefastos agentes, enemigos de la libertad, la democracia y progreso de los pueblos.

ALIANZA NACIONAL CONSTITUYENTE ORIGINARIA-ANCO

 Caracas, 19 de Septiembre de 2019