Crisis venezolana es un riesgo para la estabilidad del mercado petrolero

La consultora energética Wood Mackenzie señala que la producción de crudo en Venezuela podría ubicarse en 742.000 barriles diarios para finales de 2019 y caer a 585.000 barriles para 2020

La consultora Wood Mackenzie, especializada en materia energética, indicó que una severa incertidumbre envuelve las perspectivas de producción petrolera de Venezuela, lo que se traduce en un riesgo clave para la estabilidad del mercado mundial de crudo en los próximos dos años.

En el informe Could OPEC producer Venezuela see output fall further, publicado el 5 de agosto, pronostica que la producción de petróleo se ubicará en 742.000 barriles diarios para finales de 2019 y 585.000 barriles diarios para 2020, siendo la Franja Petrolífera del Orinoco responsable de la mitad del total de crudo, lo que es una desventaja porque el petróleo pesado requiere mezclarse.

La consultora señaló que la producción ya venía en caída en los últimos años potenciada por las sanciones de Estados Unidos, y que de enero a julio de 2019 el descenso fue de aproximadamente 350.000 barriles diarios, lo que es alarmante.

Wood Mackenzie explicó que sus análisis de escenario confirman “la falta de certeza y riesgo que rigen la oferta de Venezuela, las perspectivas para producir son cada vez más difíciles”.

La consultora indicó que en el supuesto de que Nicolás Maduro continúe como presidente al menos hasta 2020 se  mantendrán las limitaciones estadounidenses al petróleo venezolano y a la compra de diluyentes y la infraestructura continuará deteriorándose.

“Nuestros escenarios de producción para 2020 se enfocan en restricciones operacionales. Estados Unidos también presiona a otros compradores a limitar las compras de crudo venezolano restringiendo el acceso al sistema financiero mundial”, subrayó.

Facebook Twitter Share