Dos magistrados decidieron desincorporarse del TSJ en el exilio

Este lunes se conoció que los magistrados del Tribunal Supremo de Justicia en el exilio, Tomás Alzuru y Alejandro Rebolledo,  decidieron presentar su desincorporación a la entidad jurídica.

A través de Twitter, la periodista Elyangélica González,  aseguró que en una carta dirigida al presidente del Tribunal, Miguel Angel Martí Tortabú, los magistrados solicitaron que sus nombres no sean utilizados en las convocatorias.

“Sírvase no utilizar nuestros nombres en cualquier convocatoria, resolución, reunión, acuerdo, decisión, procedimiento y actuaciones, acciones o actos que estimen necesario o útil, para sus designios”, dice la misiva entregada por los magistrados Alzuru y Rebolledo.

De acuerdo con González, los magistrados no creen en la aplicabilidad práctica de las sentencias y decisiones tomadas por la instancia jurídica en el exterior, y cuestionaron la actuación de la entidad, asegurando que no tiene legitimidad pues nunca se constituyó como tal.

Junto a Alzuru y Rebolledo, serían ocho los magistrados que, juramentados por la Asamblea Nacional, no forman parte de las decisiones del Tribunal Supremo en el Exilio, entre los que se encuentran Evelyna Dapolo, Gonzalo Álvarez, Gonzalo Oliveros, Ángel Zerpa, Manuel Reyes Peña y Jesús Rojas.