El opulento desembarco en España de los millonarios venezolanos

Un grupo de venezolanos simpatizantes del chavismo y del gobierno de Nicolás Maduro han invertido en los últimos 10 años más de 160.000.000 de euros en España, entre lujosos inmuebles y empresas multimillonarias. Los "bolichicos" y ex altos cargos disfrutan en Europa de altas sumas de dinero del que no se conoce su procedencia mientras Venezuela se sume en la crisis económica más agresiva del siglo, reseñó El País.

Sin embargo, España es solo uno de los destinos en los que los adeptos al gobierno de Chávez han decidido llevar su dinero. El poder judicial de Andorra trabaja en una investigación que acusa que un grupo de venezolanos ingresó más de 2.000 millones de euros en el país.

El juzgado de Instrucción de Madrid investiga las recientes inversiones millonarias de los venezolanos y asegura que en todas está implicada la empresa petrolera de Venezuela Pdvsa. También el Metro de Caracas y Corpoelec se han visto implicados en el movimiento de divisas.

Carlos Luis Aguilera, miembro del círculo de seguridad de Hugo Chávez; Rafael Ramírez, ex embajador de Venezuela ante la ONU y Javier Alvarado, ex presidente de Electricidad de Caracas, son algunos de los venezolanos que han invertido sumas millonarias de dinero en inmuebles y empresas en Europa. Los dos últimos han creado un “pequeño imperio empresarial”.

Otros ex altos cargos utilizan a sus parejas y familiares como testaferros para lavar el dinero que no pueden declarar. Luis Carlos de León, ex director de finanzas de Electricidad de Caracas, utiliza a su esposa Andreína Gámez como principal colaboradora. Gámez está registrada como la máxima representante de las empresas creadas por de León.

A pesar de las trampas y engaños de los venezolanos simpatizantes del gobierno, la justicia ha logrado detener a varios de ellos por sus negocios ilegales en distintos países. Roberto Rincón Bravo, Nervis Villalobos y Luis Carlos de León son tres de los privados de libertad por operaciones turbias.

Lea la nota completa en El País.