Equipo de Guaidó propone cambios tributarios y en empresas mixtas en sector petrolero

El plan de recuperación de Pdvsa prevé proteger los activos y al personal de la industria, la toma del control operativo y modificaciones legales, indicó Yon Goicochea, uno de los coordinadores del Plan País

Una pieza fundamental para recuperar la industria petrolera venezolana será la reforma a la Ley Orgánica de Hidrocarburos, con la cual se prevé modificar la participación accionaria en las empresas mixtas y flexibilizar el régimen tributario para atraer inversiones privadas locales y foráneas.

El dirigente de Voluntad Popular, Yon Goicochea, quien participa en la elaboración de un plan de recuperación del sector energético en Venezuela, uno de los eslabones que integra el Plan País propuesto por el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, acotó que se requerirán alrededor de 250 mil millones de dólares para impulsar la producción petrolera y que a su juicio podrá aumentarse en 1 millón de barriles diarios en un plazo de cinco años.

De acuerdo a las tres fases que comprende el plan de recuperación de Pdvsa, además de las modificaciones legales, se prevé proteger los activos y al personal de la industria, así como ejercer la toma del control operativo. La creación de un nuevo organismo independiente, permitirá llevar adelante licitaciones en el sector.

“La primera fase es la de protección de los activos para que la administración de (Nicolás) Maduro no pretenda raspar la olla”, advierte Goicochea.

Recalcó que la toma del control operativo de la industria petrolera ocurrirá una vez que se haga el cambio efectivo en la conducción de Pdvsa.

“Esto tiene que ver con la seguridad de las instalaciones, del personal, el inmediato abastecimiento de gasolina, la captación de recurso humano que se encuentra fuera del país y que haya sido sacado de la industria por causas políticas. Estamos trabajando actualmente en este plan táctico”, dijo

En una tercera fase que se basa en una nueva visión estratégica de la industria, se ejecutarán los cambios legales y de modelo de negocio. “En este punto proponemos la modificación de la Ley Orgánica de Hidrocarburos. Esto dará la posibilidad de atraer inversiones nacionales e internacionales en el sector primario, es decir, en exploración y producción de petróleo“.

Esto implica cambiar el régimen actual de la Ley de Hidrocarburos que establece que la mayoría de la participación accionaria de las empresas mixtas la tendrá Pdvsa, en una relación 60% a 40%.

“Creemos que tenemos que ser muy flexibles para atraer la mayor cantidad de recursos, nuestro estimado es que se requieren inversiones por el orden de los 250 mil millones de dólares, es por ello que esa inversión debe venir de entes privados”

Agregó Goicochea que se permitirá que Pdvsa siga siendo accionista mayoritario en las empresas mixtas, pero también podrá ser accionista minoritario. “Debemos igualmente permitir que sean los propios consorcios o empresas privadas los que operen con libertad la actividad primaria del sector petrolero. Es decir, tenemos que salir de la camisa de fuerza de las empresas mixtas”.

Nueva política fiscal

El equipo que acompaña a Guaidó en pro de estos cambios cree igualmente necesario modificar el régimen tributario en el sector. “Venezuela es el país más caro para invertir en petróleo en toda América Latina, además tenemos un entorno inestable donde las condiciones económicas representan un reto para cualquier empresa”, apuntó Goicochea.

Considera que se debe revertir esa falta de competitividad y generar una política fiscal más inteligente y más flexible.

Debemos tener diferentes gravámenes para cada negocio, porque no es lo mismo gravar un negocio de un campo convencional donde los costos son menores y la rentabilidad es mayor, a gravar la Faja Petrolífera (del Orinoco) donde los costos son mayores y la rentabilidad es menor. Tampoco es lo mismo el régimen que se requiere cuando los precios del crudo son muy bajos y quien quiera invertir incentivar para que no se detenga la inversión en el sector. La palabra clave para este sistema es flexibilidad”.

Separación de poderes

Cambios en la estructura de la industria son también puntos relevantes del plan de recuperación, indicó Goicochea, quien es abogado especializado en Derecho Energético.

“Estamos replanteando una reingeniería del Estado, es decir, cuáles son las funciones del Ministerio de Petróleo que no es otra que la de regir las políticas públicas energéticas y que tiene que estar a la cabeza de una persona distinta a la del presidente de Pdvsa que tiene otra función, la de llevar la empresa adelante, que tiene una naturaleza comercial”

Desde la gestión del fallecido presidente Hugo Chávez y por primera vez en la historia del país, los cargos de supervisor de la industria (el Ministro de Petróleo) y del operador de la industria (el presidente de Pdvsa) han sido ejercidos por la misma persona.

Se está planteando igualmente la creación de una Agencia Venezolana de Hidrocarburos que este encargada de forma independiente de licitar y adjudicar las concesiones en materia petrolera, sería parte del ministerio pero con independencia funcional.

“Los representantes de esta Agencia tendrían estabilidad en sus cargos, eso significa que no serían cargos de  libre nombramiento y remoción y por tanto no dependerán del presidente de la República, como una forma de garantizar que las adjudicaciones en el sector no sean para favorecer a un sector político nacional o foráneo. Es decir, no estaría alineado con los intereses del Presidente de turno. Esto daría al sistema mayor transparencia y confiabilidad que es una pieza clave para atraer inversión”.

Goicochea destacó que aunque es difícil prever en cuánto tiempo se podrá recuperar la producción petrolera que se perdió desde 2013, recordó que durante la apertura petrolera de los años 90 se logró un aumento de entre 170 mil bd y 180 mil bd anuales. “Si nosotros hiciésemos eso nos tardaríamos en alcanzar la cifra de 3 millones de bd en un período de 10 años. Soy más optimista, creo que el primer millón de barriles diarios se puede recuperar más rápido, quizás en cinco años porque hay muchos campos que lo que necesitan es mantenimiento e incluso con una menor inversión”.

A su juicio es importante que se conozca del enorme esfuerzo técnico, económico y político que se requiere para tan solo volver a la producción que tenía Pdvsa antes de la llegada del chavismo al poder. “Estamos hablando de la necesidad de cambio muy profundos en la industria petrolera, en las estrategias y en la forma en como manejamos el petróleo y si no damos las señales correctas al mercado y no somos capaces de realizar esos cambios, no vamos a tener el desarrollo que esperamos tener los venezolanos”.