Frente Amplio presentó plataforma para llamar a huelga general contra Maduro

La oposición venezolana agrupada bajo la coalición Frente Amplio lanzó este lunes una “plataforma de conflicto” que, aspira, desemboque en una convocatoria a huelga general contra el Gobierno del presidente Nicolás Maduro, al que acusan de haber “sumergido al país en una profunda crisis económica”.

La diputada a la Asamblea Nacional de Venezuela (AN, Parlamento), Delsa Solórzano dijo que el llamado a paro solo será posible si las fuerzas opositoras y los gremios de trabajadores que integran el Frente Amplio están “unidos” y dejan de lado el partidismo.

“Hoy Venezuela tiene que estar más unida que nunca y no basta ningún color político, todos somos necesarios”, señaló la legisladora opositora en medio de un acto que tuvo lugar en la Universidad Central de Venezuela (UCV).

El Frente Amplio, que agrupa a partidos políticos, gremios de trabajadores, ONG y otras organizaciones, llamó a consultas para una huelga nacional contra Maduro en julio pasado, mientras que a principios de agosto aseguró promovería la acción “lo más pronto posible”.

La coalición no dijo, sin embargo, cuándo podría convocar la huelga pese a que algunos de sus miembros estimaban que el llamado se haría hoy mismo.

Venezuela, el país con las mayores reservas probadas de petróleo en el planeta, atraviesa una severa crisis económica que se expresa en desabastecimiento e hiperinflación, un indicador que cerrará el 2018 en 1.000.000 %, según estimaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI).

La crisis obligó al Gobierno de Maduro a dictar una serie de medidas económicas que los integrantes del Frente Amplio califican como “paquetazo hambreador y entreguista”.

En ese sentido, el dirigente Pedro Moreno, de la agrupación Bandera Roja, indicó que las medidas buscan “destruir” los contratos colectivos de los trabajadores públicos del país -que han denunciado una unificación salarial de facto- luego de que Maduro aumentara el salario mínimo a 1.800 bolívares mensuales (30 dólares).

“Los trabajadores nos hemos levantado en reclamo de nuestros derechos, no son una dádiva, nos declaramos en rebeldía ante estas políticas hambreadoras”, añadió.

Por su parte Lilian Tintori, esposa del líder opositor detenido Leopoldo López, pidió “apurar” las acciones, al recordar que en las cárceles del país hay dos centenares de detenidos que la oposición reclama como “presos políticos”.

“Nos tenemos que apurar, no perdamos más tiempo, acciones de libertad, acciones de cambio, juntos todos”, dijo.

EFE