La lucha por la salud y la vida es de todos

 

  • En una rueda de prensa, Ana Rosario Contreras informó que en una asamblea, en la que dijo que participaron representantes de otros gremios, se decidió continuar con el "paro indefinido hasta tanto el gobierno proceda a incorporar" a su representante legal "a las mesas de trabajo que se están realizando para la revisión de las tablas salariales".
  • El Estado viola la CRBV con el salario minimo
  • El salario En cuenta ENCOVI revela que los hogares “no pobres” en 2014 representaban el 51,6 % de los consultados, en 2015 eran 27 %, en 2016 el número bajó a 18,2 % y en 2017 llegó a 13 %.
  • La OMS define la salud como un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no sólo la ausencia de enfermedad".
  • Eric Ondarroa, director general de la Fundación Arturo Uslar Pietri (FAUP),  informó: 90% de las escuelas no cuentan con el Programa de Alimentación Estudiantil (PAE) y afecta tanto a los docentes como a los alumnos. Anitza Freites, Encovi, tres de cada cuatro jóvenes deja de ir a la escuela alguna vez por falta de comida.

Maracay, viernes 06/07/2018, 9:00 am en el Colegio de Profesores del estado Aragua, Urb. La Arboleda. 

Desde el pasado 25 de junio el gremio de los profesionales de la enfermería lleva a cabo una protesta por lo que han suspendido sus actividades y solo atienden a los pacientes que presenten emergencias médicas, el motivo, por justas reivindicaciones  salariales y la mejora de las condiciones laborales. En ese sentido la organización Médicos Unidos de Venezuela conjuntamente con Aragua en Red, se solidarizan y apoyan al gremio de enfermería del país.

Quien así se expreso es el Dr. Reinaldo Aguilar vocero en esta oportunidad por estas organizaciones, quien explicó, es bien conocido para la colectividad los míseros sueldos con los que no se puede satisfacer sus necesidades primarias a las que se tiene derecho  como alimentación sana y balanceada, salud, educación, vestimenta y recreación,  mucho menos para costear las demás necesidades como transporte, vivienda, servicios básicos y cumplir con las imperativas (y sagradas) obligaciones de manutención a sus hijos tal como está planteado en las leyes. Con el salario integral no basta para cubrirlas, ni siquiera para adquirir los alimentos de la mencionada dieta balanceada para una familia promedio.

El conflicto de los profesionales de la Enfermería es el conflicto de toda la sociedad al cual se suman todos los sectores salud, es el inicio por decisivas protestas cívicas y pacíficas por las reivindicaciones, por un salario justo acorde a las normas constitucionales y universales, pero el Estado viola sistemática y continuamente la CRBV en su Artículo 91 Todo trabajador o trabajadora tiene derecho a un salario suficiente que le permita vivir con dignidad y cubrir para sí y su familia las necesidades básicas materiales, sociales e intelectuales. (…) El Estado garantizará a los trabajadores y trabajadoras del sector público y del sector privado un salario mínimo vital que será ajustado cada año, tomando como una de las referencias el costo de la canasta básica... El Centro de Documentación y Análisis Social de la Federación Venezolana de Maestros (Cendas-FVM) informó que la Canasta Básica Familiar de mayo, cerró en Bs 301.138.353,05, (aumentó 116,9% en apenas 30 días, lo que supuso más de 300 salarios mínimos para costearla), la variación anualizada (mayo 2018 / mayo 2017) 21.012,3%. Mientras que el salario integral desde el 20 Junio es de 5.196.000,00. Así mismo viola los artículos constitucionales 87, 88, 89, los relacionados a la protección de la familia, a la contratación colectiva 96, a la recreación 98 ejusdem; la LOTTT en sus artículos, 96 al 100, 104.

Para nosotros, acotó, es preocupante esta situación para la vida y salud del venezolano. La OMS define la salud “como un estado de perfecto bienestar físico, mental y social, y no sólo la ausencia de enfermedad". Pero la ciudadanía se enfrenta a una EMERGENCIA HUMANITARIA que a diferencia de las crisis por conflictos bélicos o catástrofes naturales, estas emergencias son complejas, graves y fundamentalmente de carácter político, en las que intervienen múltiples factores por ello las Naciones Unidas la define como CRISIS HUMANITARIAS COMPLEJAS o EMERGENCIAS POLÍTICAS COMPLEJAS. Producto de la inestabilidad política, los conflictos sociales, fracaso de políticas de desarrollo, en el caso sanitario, por ejemplo más de 15 ministros de salud en  los últimos 19 años y el sistema de salud está sumido en la peor crisis de su historia: al personal, infraestructura e insumos; al igual que el Educativo: la Fundación Arturo Uslar Pietri (FAUP), 90% de las escuelas no cuentan con el Programa de Alimentación Estudiantil (PAE), la crisis alimentaria afecta tanto a los docentes como a los alumnos. Alianza del Lápiz más de 50% de los alumnos de la educación pública no acuden a sus aulas de clases debido a la ausencia del PAE. La fundación Cáritas: 7 de cada 10 niños tienen síntomas de la enfermedad por mala alimentación; en lo que va de año, desnutrición aumentó 72%. El desplome de la economía formal, las marcadas desigualdades sociales y pobreza. La Encuesta sobre Condiciones de Vida en Venezuela (Encovi) por las principales universidades del país reveló que la pobreza extrema va en aumento progresivo de 2014 se ubicaba en 23,6%, en 2015 en 49,9%, en 2016 en 51,5% y en 2017 en 61,2%,  en 4 años a casi 10 puntos; estas situaciones junto con la fragmentación del estado profundizan grandes impactos sobre la salud, la vida, la estabilidad cultural, civil, política y económica de la sociedad, que has incidido en una lamentable Diáspora, Observatorio Hannah Arendt, “sitúa últimos 2 años en 1.300.000 venezolanos más o menos”

A esta dramática situación se suma una evidente violación de los Derechos Humanos directa al personal de salud con violaciones sistemáticas y campañas de descréditos entre otras acusaciones infundadas de robos cuando en realidad, en la mayoría de los casos, es el personal quien ha estado subsidiando con su capital a los centros de salud, lo que ya no puede hacer pues sus salarios no les alcanza.

Por lo que el Gobierno debe deslastrarse de prejuicios y convocar con urgencia a los sectores de la sociedad para en mesas de trabajo buscar soluciones viables a la crisis así como permitir la ayuda humanitaria urgente sin mezclarla con la política.