Venezolanos temen reducción drástica de empleos por el paquetazo rojo de Maduro

En la calle, un aumento astronómico de los salarios a 180 millones de bolívares, o 1.800 soberanos, genera más que dudas

En medio de un esquema hiperinflacionario, el mandatario Nicolás Maduro hizo una serie de anuncios referentes al salario mínimo antes de la entrada en vigencia de la reconversión monetaria. A los ciudadanos la noticia cayó “como balde de agua fría”, pues la principal preocupación es cómo harán las empresas para cancelar un salario que actualmente equivale a 180 millones de bolívares fuertes.

A ello se suma el aumento en la estructura de costos, y su repercusión en los precios de alimentos, medicinas, bienes y servicios. Edgar Franco se enteró de los anuncios porque le cortaron el servicio de cable. “Ahora lo que viene a partir del martes es una botadera. Todas las empresas van a reducir personal porque no pueden pagar esos sueldos”.
“Aquí la gente ni siquiera está gastando en ropa, todo el sueldo se va en comida y apenas alcanza para vivir. Esto es grave”.

Yubirí Agudelo tiene un pequeño comercio dentro de un centro comercial y tendrá que evaluar con su esposo cómo continuar el negocio con los nuevos costos. “Yo todavía no he hecho las cuentas, pero cómo hacemos si somos un pequeño comercio, es muy fuerte pasar a pagar 180 millones y ni siquiera explicó todo el salario. Este señor no pensó antes de hacer esos anuncios”.

También están los confundidos por los anuncios. Gabriela Martínez expresó que “ahora con el salario a un petro, tienen que pagarle un petro a cada empleado semanal ¿Cómo hace la gente? De verdad que no sé qué va a pasar en este país”.

El mandatario Nicolás Maduro anunció, a dos días de la reconversión monetaria, el nuevo “sistema” salarial tomando como unidad base el petro, un criptoactivo devenido en moneda con respaldo en las reservas petroleras.
Tomando como referencia el precio del petróleo (60 $), un petro equivaldrá a 3.600 bolívares soberanos, según explicó Maduro en cadena nacional.

El salario mínimo y las pensiones quedan definidas en medio petro, equivalente a 1.800 bolívares soberanos. El Gobierno también informó sobre un nuevo sistema para el cálculo de los precios en bienes y servicios, aunque la información será detallada el 21 de agosto, un día después de la entrada en vigencia de la reconversión.