Análisis de Entorno: El PIB de un país es la electricidad de la que dispone

La presentación de la Memoria y Cuenta a la AN 2022, es un punto de referencia para ajustar o confirmar la lectura que los analistas de entorno van generando sobre el estado de la política, lo social, lo económico y, de alguna manera, lo internacional.

La estructura de la presentación fue similar a la de los años anteriores con intenciones de hacer cosas, y con la declaración de haber hecho cosas. Es, sin duda la percepción que el gobierno tiene de sí mismo, y de cómo cree que está la situación del país. Se convierte en una de las tantas lecturas que, sobre esos mismos temas tienen otros actores sociales, económicos y políticos.

Una vez más, la autocrítica fue débil, y tal vez el mayor signo de humildad fue el repetido “modesto, pero no suficiente” para explicar algunos de los números que, a todas luces eran muy, pero muy pobres.

Pero la omisión más dramática fue la del tema eléctrico, y de las energías primarias que lo respaldan. Ni una palabra sobre que estamos estancados porque no hay electricidad suficiente, ni que estamos impedidos de crecer por la misma razón.

Hablar de futuro y de crédito, sin mencionar inflación y oferta agregada, termina convirtiéndose en una contradicción; porque con más crédito se expande la demanda, la cual hace presión sobre una oferta rígida de bienes y servicios, haciendo que, por definición, los productos siempre sean escasos y tiendan a costar más; ya sea en dólares, ya sea en bolívares; es un simple juego de oferta y demanda.

Pero el gobierno sabe eso, porque fue el impulsor del súper encaje; el cual, como parte de un conjunto armónico de medidas con perfil esencialmente monetario (incluyendo el levantamiento de los controles de precios y la libre circulación del dólar), logró frenar la brutal hiperinflación que teníamos y la convirtió/ degradó en una inflación muy alta, siempre borderliner con el retorno a la híper.

Porque a todas luces esas medidas tenían el perfil –como suele pasar con todas las medidas que distorsionan- de ser transitorias, mientras se estimulaba la expansión de la producción; pero no tomaron en cuenta que el producto de un país, es la electricidad con que cuenta… o como en nuestro caso, con la que no cuenta.

Tenemos una restricción estructural en cuanto a la energía para soportar, tanto la precaria infraestructura productiva que tenemos activa, como cualquier crecimiento profundo que vaya más allá de lo comercial y transaccional. La utilización de la capacidad instalada que ha crecido al doble desde julio 2021 a julio 2022, tiene como techo la restricción eléctrica.

Lo comento porque el crecimiento en la cartera de crédito al que se hizo referencia, es por un lado una buena noticia, pero por el otro un peligro que se resume en que, o bien presionan sobre una oferta escasa, o bien presionan sobre el dólar, el cual también, es un inventario realmente escaso y limitado.

Cualquier expansión en el crédito que no tenga un correlato concreto con la expansión de la parte real de la economía, nos seguirá condenando a permanecer en la triste estadística de ser uno de los cuatro países, junto con el Líbano, Zimbabue y Argentina, con los peores índices de inflación del planeta. Y eso no es bueno, porque también nos condena a no recibir inversiones, y, si por casualidad, llegara alguna, lo haría con una prima de riesgo que se manifiesta o bien en precios muy altos, o bien en muy mala calidad… o, lo más probable, en las dos anteriores juntas.

Sería importante formalizar el sentido de dirección liberal, capitalista y de mercado que está llevando el gobierno, y así, de una buena vez, estar seguros de que no habrá un retroceso que nos regrese a las etapas más oscuras del socialismo que nos trajo a este presente tan complicado.

Porque siempre está latente la pulseada entre los radicales que quieren regresar al Plan de la Patria y los neo chavistas que proponen una mejor calidad de vida. Tienen que tomar decisiones duras, y este es su momento para hacerlo, considerando que la oposición verdadera fue desmantelada. Y deberían hacerlo, porque la misma oportunidad política que tienen los liberales para imponer su estrategia, también la tienen los radicales. Por eso creo que estamos en un momento de decisión que nos pueda llevar o bien a una economía de mercado, o bien al comunismo chino, que lo tenemos “a la vuelta de la esquina”.

Político

La desaparición de la figura del interinato no cambió la percepción que del gobierno de Maduro tiene la comunidad internacional históricamente relevante para nosotros; siguen considerándolo ilegítimo, y reconocen la AN 2015 como el último vestigio de legalidad institucional de Venezuela. Y eso no va a cambiar.

El gran beneficiario de la decisión fue el chavismo en general, y Maduro en particular, porque obtienen una victoria, la cual, aparentemente fue a cambio de nada. Pero todos saben que “no hay almuerzo gratis”. Los tres que votaron con toda la fuerza que tenían a favor de acabar con el interinato están obteniendo algo a cambio… aún no está claro, y hay más rumores y medias verdades, que certezas. Pero seguro hay algo que tiene que ver con ventajas personales primero y para sus grupos de influencia después.

Durante los dos últimos años, desde el gobierno se intentó, una y otra vez, imponer a Capriles para desbancar a Guaidó, y ninguna de las veces lo logró, principalmente por oposición de los americanos. Bueno… parece que esta vez sí, por lo menos en la parte de desbancar a Guaidó… ahora habrá que ver si también logran la otra parte, que es la de imponer a Capriles.

El tema de las primarias es una carta complicada que presenta vulnerabilidades importantes… presenta rigideces que limitan la capacidad de maniobra, y que, ante cualquier anticipación de fechas que imponga el chavismo, ya queda fuera de juego la votación, y habría que pasar a consenso, para presentar a alguien… quien, curiosamente, podría ser Capriles. De allí la amenaza –una vez más- de Guaidó, de presentarse, para hacerle contrapeso; porque si se impusiera en primarias el criterio de los tres que tumbaron el interinato, y se diera el “pago” por haberlo hecho, pues se acabaría definitivamente el concepto de oposición en Venezuela.

Porque solo quedarían como opositores la tríada de mesita-alacranes-escorpiones; lo cual significa que se acabarían los contrapesos tan necesarios para el funcionamiento de cada sociedad.

Social

Otro de los elementos medulares de la Memoria y Cuenta fue el referido a la pobreza y la alimentación y nutrición; ya haberlo nombrado es un progreso, porque se visibiliza; lo cual da pie al desarrollo de políticas públicas.

Ahora, la manera de encarar la solución la han mantenido sin cambios, aun a sabiendas que, hasta ahora, no ha dado resultados, porque la situación ha ido empeorando. Cuando se leen informes de ONG´s queda claro que el Clap, tal como está concebido, se presta más a corrupción que a solución.

Cuando se mencionó al Sistema Patria, en realidad no se presentó como un sistema que pudiera dar transparencia al combo de alimentos (que pudiera incluir medicinas, salud, gasolina y hasta repuestos para carros) el cual, pagando con el carnet de la patria como monedero digital, permitiría que cada beneficiario pudiera comprar su propio “clap” en cualquier supermercado, sabiendo que al pagar con ese instrumento, se le aplicaría un descuento sustancial, que el comerciante recuperaría deduciendo la diferencia de la liquidación mensual de impuestos, por ejemplo del IVA.

Cada persona sabe lo que necesita en cada momento, y debería poder administrar sus gastos sin sacrificar autoestima ni estar dependiendo de lo que el “gran hermano” cree que necesita, de la calidad que lo necesita y con el diseño que se le ocurra. Hay que devolverle a la gente la dignidad y la capacidad de ser independiente de las presiones y extorsiones de las que hoy son víctimas. Y eso es algo que puede hacerse muy rápidamente, y que posiblemente sí dinamizaría la economía porque serían empresarios verdaderos los que generarían las ofertas para que el beneficiario les comprara a ellos y no al competidor.

El mercado es milagroso, y tiende a poner orden en los sistemas de distribución. Una vez más: mercado donde sea posible, y estado “solo” donde sea muuuy necesario… si no… es mejor que el estado se quede fuera.

Económico

Estamos en un momento crítico de nuestra economía, donde estamos a un paso de consolidar un sistema de desigualdad que permita que vivan razonablemente bien 5 o 6 millones de personas, y mal, y muy mal entre 20 y 21 millones de personas.

Si no logramos profundizar la economía de mercado, permitir que el dólar sea de curso legal y pasar al sector privado las actividades empresariales en manos del estado (especial y prioritariamente el negocio eléctrico) será difícil que salgamos de la trampa en la que estamos… de la cual hay salidas, pero no hay muchas opciones.

Fue muy importante que Maduro mencionara al mercado de valores, porque ya se va haciendo parte del paquete de soluciones estables con las que se cuenta. El tema es que se lo está viendo solo como fuente de financiamiento, cuando el verdadero valor que agrega es el de las finanzas corporativas y mercados de renta variable, para el reacomodo patrimonial.

Sin duda que los aportes de capital también son fuentes de financiamiento; pero tienen la cualidad –a diferencia de la renta fija- de asociar su destino a la gestión del negocio y a la administración patrimonial.

También fue importante la mención del mercado de valores porque le induce un anclaje al sistema capitalista… el mercado de capitales es el sumun del capitalismo… no existe tal cosa como mercado de capitales socialista o bolsa de valores socialista… justamente, lo opuesto al socialismo, es el mercado… es la antítesis.

Entonces… bueno… tienen que tomar decisiones y tienen que hacerlo pronto, porque el problema se les puede escapar de las manos.

Es preocupante que se estén esperando los 3.100 millones como si fueran una inyección a la economía, cuando en realidad tienen todo el sentido social contra la pobreza, y serán administrados por organismos internacionales. Claro que, cuando se negoció, el interinato iba a tener mucho que ver con el direccionamiento de esos fondos; y ahora que la tendrá la AN2015, seguramente compartirá su administración con el chavismo. De allí que sea tan importante ese tema, como para mencionarlo, en forma amenazante, a cada rato.

Pero claro… esos fondos no se liberarán gratuitamente, sino que serán a cambio de pasos claros y hasta irreversibles hacia unas elecciones en las que pudiera perder el chavismo. Y como sabemos que eso es difícil que ocurra, pues los 3.100 millones demorarán un tiempo en concretarse… y será difícil que entren en la economía y menos quela reactiven.

Más bien, por el contrario, podrían recalentarla y causar más daño que beneficios. Y no hay que olvidar al fantasma de la corrupción que siempre anda sobrevolando sobre esos temas.

Internacional

La estigmatización de “la derecha” que se hace en los países que, transitoriamente, están gobernados por la izquierda, tiene que ver con que su advenimiento no es más que la consecuencia del fracaso de las políticas de izquierda, que están más orientada al gasto que a la generación de riqueza. Por eso, lo razonable sería un péndulo donde la derecha genera la riqueza y la izquierda se la gasta; luego vuelve la derecha a reponer lo que se perdió, y reaparece la izquierda a volver a gastársela… y así.

El tema con Latinoamérica es que la riqueza que se gastó la izquierda, no era la generada por la sociedad, sino la provista por la naturaleza… y cuando pierdes esa, bueno, ya no hay como reponerla.

Por eso es que se puede anticipar que, donde logre mantenerse la democracia, el siguiente movimiento natural será avanzar a gobiernos de derecha, porque en países como Argentina, Brasil o Colombia, ya son mayoría, o están muy cerca de serlo. Es como un movimiento natural que tratan de evitar que se note, estigmatizándolo.

La relación con EEUU sigue siendo la más importante, seguida por la de Colombia. A los dos que nombró Maduro fue a Petro y a Biden… y también, y especialmente, a Nichols el hombre del Departamento de Estado que está directamente con el caso Venezuela. Ese señor debe mantener el balance entre la “izquierda” de la Casa Blanca de Juan Gonzales, que quiere flexibilización y negociación, y los radicales del Congreso que están opuestos a cualquier beneficio para nosotros. Para ellos, como institución bi partidista, somos el enemigo… y nos tratan como tales.

En el caso de Petro y Colombia, el trasfondo es económico y busca que, ante la debilidad internacional del gobierno de Venezuela, buscar toda ventaja posible; porque para Colombia, Venezuela es para siempre; y les conviene mantener ese mercado cautivo. Lo de la política, y la izquierda, es, para ellos, un segundo plano.

Recomendación

  • Al gobierno: que utilice el Sistema Patria y el monedero digital del carnet de la patria para virtualizar el clap y evitar los “peajes” para que alguien los reciba. La propuesta es muy sencilla y la he venido proponiendo desde hace por lo menos cinco años
  • A la dirigencia opositora: que se reorganice desde las bases para tratar de lograr una relación representativa; porque entre las plataformas, las comisiones, y la nueva AN2015 con mayoría de escorpiones, pues la brecha es tan grande que en cualquier proceso electoral lo que prevalecerá será la abstención. Hay que comenzar de cero, y desde las bases. No hay que reunificar a los dirigentes, sino reunificarse con las bases… ¿se entendió?
  • A la dirigencia empresarial: que hay que hacer énfasis en fortalecer los patrimonios de las empresas y mantener posiciones financieras lo menos líquidas posibles. El otro tema es profesionalizar la gerencia y evitar la improvisación; también retener al personal clave.