Análisis de entorno: Los de arriba y los de abajo

Cuando las señales del entorno se vuelven confusas y contradictorias, siempre recomiendo volver a las bases como para entender desde dónde venimos, y cuáles son los elementos duros e inmutables, y así poder clarificar y separar lo circunstancial y transitorio, de lo estructural y permanente.

Y, como estamos en un proceso de cambio continuo, también debemos entender que lo duro e inmutable, también pueden sufrir transformaciones producto de los estímulos del entorno. Porque si bien estamos como en una burbuja aislada del mundo, también es cierto que hay filtraciones que ponen a la gente a pensar, y a ajustar y condicionar su comportamiento. Hay que entender qué es real, profundo e ideológico, y qué es lo adaptable según las circunstancias.

El concepto de “compañero de ruta” que usaba la izquierda para mimetizarse con las circunstancias y desde allí, desde adentro, minar las bases culturales de las sociedades, es perfectamente aplicable en nuestra realidad venezolana, para entender la dicotomía a la que se está enfrentando el chavismo, de cara adentro, y con su propia gente. Y que los que no son chavistas, perciben desde afuera.

Es la pulseada entre el Plan de la Patria, y el neochavismo liberal. En una pulseada no hay empate; al final, entre tiras y aflojes, uno gana y el otro pierde… es dicotómico. Y como luce difícil que esto ocurra sin dividirse, y sin que haya un cisma interno en el chavismo, pues parece que el arreglo interno al que llegarán, se parecerá mucho al modelo chino: el neo chavismo para los de arriba, y el Plan de la Patria para los de abajo. Liberalismo para los de arriba, y comunismo para los de abajo.

Lo anterior, cada vez más se parece al modelo chino, con la diferencia que en China no hay oposición ni de base, ni de dirigencia política. Por consiguiente, aquí hay que verlo más como control social de las bases, y control político económico de la minoría que vive razonablemente bien en la parte de arriba. Liberalismo para los de arriba (17% de la población), y comunismo para los de abajo (83% de la población).

En la renovación anual de autoridades económicas se nota una continuidad de la estrategia que llamo “liberal acotada”, sin que el ala dura aún haya podido penetrarla; la cual desde la AN 2020 trata de influir, retrasar e impedir que avance más. Pero, hasta por supervivencia interna del chavismo como centro del poder, no pueden darse el lujo de regresar Plan de la Patria como estaba concebido inicialmente; tal vez deberían migrar a un nuevo plan de la patria, más acorde a los tiempos y a las circunstancias.

Mientras que las autoridades en lo social, comunal y político, se mantienen en una línea dura, útil para mantener atendido al chavismo radical, y, de paso, con ese enfoque, mantener bajo control a las bases, que supieron ser mayoritariamente chavistas. Y eso se ve en las calles que poco a poco van calentándose en situación de protestas, genuinas y no politizadas, porque protestan por su supervivencia… y si protestan es porque están aquí y, por alguna razón, no se están yendo del país.

En términos generales, para cualquier evaluación de nuestra relación con EE UU, y de los impactos económicos que de eso se desprenden, no debemos perder de vista que ellos dicen que somos “una amenaza inusual y extraordinaria para su seguridad interna” al nivel de Irán o Corea del Norte.

Cómo puede alguien fantasear que por más petróleo que Irán tenga, EE UU va a priorizar al petróleo por encima de su seguridad interior. Con nosotros ocurre lo mismo… o peor, porque estamos muy cerca.

Político

La dirigencia opositora terminó desdibujándose dejando sin referencias a las gigantescas bases que quisieran un cambio de gobierno. Lo anterior se evidencia en bloques dispersos que podrían identificarse como los de la plataforma de México, los de la AN 2015, los de la comisión de primarias, y los actores independientes como María Corina Machado y Juan Guaidó.

En cuanto a la plataforma de México, está buscando algún tipo de referencia asociativa, pues quedó sola frente al gobierno que le exige que libere unos fondos que no están en condiciones de cumplir, porque no tienen cómo hacerlo. Los únicos que podrían hacerlo, son los mismos que los congelaron, y entre ellos estaba el interinato (que ya no existe) y las agencias del gobierno de EE UU responsables por su ejecución.

El centro de la discusión sobre México sí, o México no, es si los eventos de elecciones libres a que se comprometió el chavismo, están o no vinculados con la liberación de los 3,2 mil millones de dólares a los que se comprometió la oposición.

La AN 2015, perdió contacto con las bases y están buscando obtener accesos para reemplazar al interinato en su capacidad de maniobra con el gobierno de EE UU; y tratando de lograr un reconocimiento de las bases en Venezuela, de lo cual están muy lejos, porque los que tomaron las decisiones fuertes en diciembre pasado, ahora son percibidos como “escorpiones”, como parte de la zaga “mesita” y “alacranes”.

En fin… juegos de política interna que lo único que han logrado hasta ahora es incentivar la abstención en cualquier proceso electoral que se presente, asegurando de esta forma la continuidad del chavismo… que es lo que pareciera que quisieron asegurar.

La comisión de primarias está constituida por personalidades respetables que todo indica que dejarán un trabajo de buena calidad. El tema es si todos los aspirantes estarán dispuestos a participar y si será el factor de unificación de la dirigencia; y si esto será suficiente para recuperar el contacto con las bases. Porque por más infraestructura de calidad que pueda presentarse, el verdadero problema es la crisis de credibilidad que existe en las bases con respecto a las más de tres decenas de precandidatos que se escucha pudieran presentarse.

Y finalmente, los dos que andan arando en el desierto, que son María Corina y Guaidó, pero que son los únicos referentes top of mind que las bases reconocen como verdaderos opositores.

De todos modos, en esto de la oposición no está todo dicho, porque, de un momento para otro, se desmontaron piezas importantes de rompecabezas, lo cual sin duda será aprovechado por el chavismo para terminar de colonizar a los dirigentes permeables… lo que es difícil que puedan colonizar es a las bases populares.

Social

El haber nombrado a la pobreza en la Memoria y Cuenta, si bien es un paso, aún no significa que sea suficiente como para calmar la presión social, la cual, si bien no proviene de las bases muy pobres, si está basada en gente que supo ser clase media baja, y hoy son pobres. Y el problema, es que supieron tener más, y ser mejor atendidos por el estado, y ahora no está ocurriendo; y como tienen puntos de comparación, bueno, protestan. Porque los pobres-pobres, ya venían de antes y no conocieron algo diferente.

Aunque si… aun siendo muy pobres, el estado los atendía… y lo suficiente como para que en Venezuela nunca en los últimos 50 años, hubiera habido gente con hambre… era algo impensable. Pero hoy, la ONU dice que tenemos 6 millones de personas con hambre… sí… como lo leen… 6 millones de personas con hambre.

Económico

Las exportaciones de petróleo de Venezuela pre GL 41 para Chevron, debido a las sanciones, se hacían a precios muy bajos y con grandes descuentos y gastos de intermediación y especulación, con grandes costos logísticos y de transporte, con costos de insumos pagados a proveedores, como Rusia e Irán, a precios internacionales, y con problemas de sistemas de pagos, que terminaban en efectivo; lanzándonos cada vez más hacia el lado oscuro de la economía mundial, donde se mezcla lo legal con lo ilegal, y  lo formal con lo informal.

Porque todo se agudizó con las sanciones a Rusia por la brutal y sin sentido agresión a Ucrania, que nos llevó a prácticamente perder nuestra posición en divisas en el sistema financiero ruso, el cual, al ser fuertemente sancionado, nacionalizó los depósitos y los convirtió en rublos; además de verse obligada a competir con nosotros en el mercado negro, haciendo que nuestros precios cayeran aún más.

Ahora, con las exportaciones de Chevron, que se hacen a precios internacionales y con costos acotados y transparentes; así ellos retengan una parte para cobrar deuda, lo que nos queda está empezando a mostrarnos que hay otro mundo, que habíamos perdido de vista.

Lo que queda es apoyar a que se logre lo más rápidamente posible, alcanzar el máximo de producción posible bajo el paraguas de esa GL. Pero no hay que fantasear, y hay que poner los pies sobre la tierra, porque las condiciones actuales de nuestra infraestructura petrolera no son buenas, y las inversiones requeridas son altas. Y con una GL que se renueva mensualmente, dependiendo de condiciones políticas; y con unas relaciones con EE UU que se van tensando por la interpretación que cada parte tiene de los acuerdos preliminares de México, pues siempre está en vilo la decisión de continuar o frenarse.

No estamos pasando por un buen momento con EE UU lo cual no ayuda a una buena relación y a la continuidad de esa ventanita de oportunidad que les abrió la OFAC, pero solo a cambio de elecciones libres, como deben ser. Porque si eso no se da, pues no habrá más petróleo para EE UU, ni 3,2 mil millones para nuestros pobres.

Porque nuestra crisis cambiaria inflacionaria actual es por falta de fondos, los cuales tienen un solo origen posible en este momento, que es EE UU; ya sea por los ingresos de petróleo, ya sea por la liberación de fondos congelados. Porque las exportaciones no tradicionales generan muy poco volumen, y una gran parte de esos ingresos se quedan afuera.

Y si, como les decía más arriba, revisamos los ingresos petroleros por el mercado informal, posiblemente nos demos cuenta de que perdemos plata con cada barril exportado. Bueno… tal vez no, porque nuestros costos de extracción han caído tanto que tal vez aguanten los altos precios de los diluyentes e insumos iraníes. En fin… hoy somos más dependientes que nunca de EEUU, y estamos enemistados con ellos… muy mal negocio.

El otro ángulo de la crisis cambiaria y de inflación es la falta de fuentes alternativas de divisas. Por eso es que se está buscando que los dólares depositados en las cuentas de los bancos puedan negociarse en las mesas de los bancos, con la excusa de respaldar créditos indexados respaldados por esos fondos. Para ver si con esa inyección pudiera contenerse el tobogán devaluacionista asociado, a la inflación por un lado, pero a la falta de un inventario de dólares suficiente como para ponerle un freno. Por eso la necesidad de los 3.,2 mil millones de la mesa de México, los flujos que pueda inyectar PDVSA por lo de Chevron, y ahora lo de los créditos extra que le proponen a la banca.

Pero claro… en este último caso, no se ve la ventaja para ninguna de las partes, porque arranca del supuesto de la estabilidad que el dólar pudiera inducirle a la economía; pero esto fue así solo al principio de la liberación, porque al no completarse la medida formalizando y legalizando formalmente al dólar, nos encontramos con el caso único de tener una inflación en dólares del orden de 40%. Por eso es que no terminamos de salir del mundo bolívar, ni terminamos de entrar al mundo dólar. Nos hemos quedado en un limbo que impide que cualquier medida que se tome tenga eficacia, y alcance los niveles de impacto que la teoría les dice que debiera tener.

La señal débil que habría que tomar, es el objetivo de los dólares en custodia que están allí, en los bancos, pero sin estar bancarizados. Ya fueron por los depósitos… la pregunta ahora, es si también irán por las custodias.

Internacional

Los gobiernos de izquierda de la región se reunirán en Buenos Aires el próximo martes 24 de enero, con la presencia de países con gobiernos de centro derecha como Ecuador, Paraguay y Uruguay, y con invitados especiales como EE UU y la China, bajo el paraguas de la Celac. Esto es interesante porque el apelativo izquierda ya no es tan homogéneo como supo serlo en nuestra región, sino que ahora tienen en común solo el discurso, porque en la práctica, en cada país, las oposiciones de centro derecha los tienen más que condicionados y esperando su momento para retomar el poder.

Los gobiernos de izquierda de Argentina, Brasil, Colombia, Chile y Perú, perdieron la capacidad de mantener políticas populistas, no solo por las restricciones de ingresos que ellos mismos se impusieron, sino principalmente, porque las oposiciones en sus países son tan fuertes que los están llevando a que solo les quede el discurso de izquierda, el cual, de tanto repetirlo y no lograr resultados, ya hasta les juega en contra… tal vez deberían llamarse a silencio por un tiempo. Al menos hasta que se restablezcan los niveles económicos mínimos como para poder contar con recursos para aplicar sus políticas distribucionistas… porque ahora solo pueden distribuir la pobreza que ellos mismos causaron.

Recomendación

  • Al gobierno: que confirme la posibilidad de que la banca pueda comprar títulos valores emitidos por las empresas; para así facilitar el financiamiento vía el mercado de valores cuyos títulos de renta fija, terminan en los fideicomisos de los bancos, y no se incorporan fácilmente al circuito productivo.
  • A la dirigencia opositora: que busque nuevos espacios frescos e independientes para reconstituirse, pues las figuras con las que había una cierta articulación, ya se perdieron, o bien en institucionalidad, o bien en desconfianza. Democráticamente hablando, el 2024 parece perdido; así que habrá que pensar en el 2030, y esta vez hacerlo bien… difícil, pero posible.
  • A la dirigencia empresarial: que dimensione adecuadamente la demanda de expansión del crédito, sin la contraparte de la expansión del producto. Lo cual, a su vez, está atado a la expansión del servicio eléctrico y la provisión de energía. Un error de apreciación, podría volver a desatar la inflación que fue controlada por las medidas prudenciales del encaje y los bonos de conversión cambiaria… que restringieron el crédito… atentos a ese tema.
  • E-mail: btripier@ntn-consultores.com
  • Instagram: @benjamintripier
  • Twitter: @btripier