El verdadero legado de Chávez se escribe con la “ch” de su apellido

Los venezolanos estamos saturados de oír por parte de los cómplices del régimen, sus líderes, sus militares y por Nicolás Maduro, la expresión de que todo lo que acontece y vivimos es “parte del legado de Chávez” y que como tal, debemos defenderlo, estar complacidos y sentirnos felices y orgullosos de que ese legado sea lo que impere y suceda cada día en la vida de los venezolanos y en la rutina de nuestro país.

Es un espectáculo triste y a la vez bochornoso, oír a venezolanos de todos los estratos sociales referirse a ese legado. Sobre todo en su mediocre campaña para la despreciada e ilegal elección de la asamblea constituyente que se llevó a cabo el 30 de julio. Es triste y además digno de lastima el comportamiento y discurso de esos candidatos a constituyentistas, con un vocabulario y una forma de hablar que derrocha ignorancia y mediocridad, además de la falsedad de lo que le obligaron a decir durante la campaña. Esos son los venezolanos que van a decidir el futuro del país y los que harán de Venezuela una potencia.

Ante la abrumadora y atorrante campaña para las elecciones, un hecho que demuestra nuevamente el derroCHe de los recursos de los venezolanos, vimos y nuevamente comprobamos que al régimen y sus seguidores le importa un coño ese pueblo que tanto aman, que hoy se muere de hambre y por la falta de medicinas. Pero que importa, pues la ANC va a resolver los problemas del país, problemas creados por su ineptitud y que los líderes del régimen creen que con el bodrio de ANC, que van a aprobar con el voto de la ignorancia y el engaño y con la sucia y descarada trampa y la complicidad del CNE, va a resolver esos problemas.

Después de casi 20 años de un régimen fallido y forajido, los venezolanos hemos podido sentir los frutos de ese tan cacareado legado de Chávez, para muestra bastan unas pocas palabras:

BaCHaquero: venezolano inmoral, asesino y delincuente que vive del hambre y las necesidades del venezolano. Ser despreciable y abominable, sin escrúpulos y nacido en revolución.

BoliCHicos: venezolanos ladrones, hijos de papá, protegidos por el régimen, que hicieron negocios multimillonarios con la complicidad del régimen. Hoy libres y disfrutando en USA y Europa de lo que nos robaron.

CHabacanería: lo que vemos cada vez que personas como Pedro Carreño, Diosdado Cabello, Iris Varela, Mario Silva, etc, vomitan (pues no hablan) cada vez que se expresan ante los medios de comunicación o cuando insultan en las sesiones de la AN.

CHacales: jauría de perros asesinos que se reúnen en las puertas de la AN para agredir a los diputados de la oposición; jauría de colectivos, de GNB y PNB que disfrutan de asesinar, de robar y torturar nuestros jóvenes, periodistas, de arremeter contra los bienes de los venezolanos. Jauría de animales que satisfacen su odio y hambre de maldad con una bolsa CLAP.

CHamba: lo que muchos venezolanos no tienen. Lo que muchos venezolanos corren el riesgo de perder, según las amenazas del régimen, si no votan por la ANC.

CHambón: la mayoría de las obras, leyes, proyectos, misiones y otros inventos hechos en estos 20 años de revolución.

CHampaña: lo que los líderes del régimen, militares y enCHufados toman como agua en sus celebraciones familiares y negocios obscuros. Lo que se bebe en las reuniones oficiales del régimen y en las embajadas para celebrar sus triunfos.

CHanCHullos: lo que ha ocurrido en 20 años de gobierno y que ha permitido el enriquecimiento de los líderes del regimen, militares, políticos, empresarios y muchos seguidores del régimen. Es “el pan de cada día” y el modus operandi que marca la pauta en la revolución pulcra y bonita.

CHantaje: lo que hemos visto y oído por parte de los líderes y seguidores del régimen (llámese pueblo chavista) cada vez que amenazan a los que no van a votar diciéndoles “que se atengan a las consecuencias”, “que serán despedidos” y lo más asqueroso y criminal con ese pueblo que tanto aman, que “no recibirán más las bolsas CLAP”. Que indignación y tristeza provocan esos venezolanos.

CHamos: nuestra legión de héroes que han dado su vida y siguen en la lucha por una Venezuela mejor. Los “hijos de la patria” (como les encanta decir en sus discursos) que han sido asesinados, torturados y privados de su libertad y derechos por los esbirros civiles y militares del régimen, sin distingo de género. Los hijos que se han ido del país buscando su futuro, ante una gran incertidumbre.

CHimbo: sinónimo de Chambón. El mejor ejemplo, la revolución bonita y sus líderes; sus ministros, gobernadores y alcaldes.

CHispa: la que todavía hace falta encender en todo el país para salir de esta dictadura.

CHofer: persona irresponsable, inculta, inmoral, despiadado criminal y dictador que usurpa el cargo de presidente de Venezuela. El hijo de Chávez, impuesto por él para destruir al país. Uno de sus más grandes legados.

CHulos: el grupo de países que Chávez compró y chantajeó con el discurso de la integridad latinoamericana y que hoy viven de nuestro petróleo. Léase CARICOM, CUBA, NICARAGUA, REPUBLICA DOMINICANA, etc, etc.

CHusma: sinónimo de Pedro Carreño, Iris Varela, Mario Silva, colectivos, bachaqueros, etc, etc.

CHapucería: el acabado final o indicador de calidad de la mayoría de las obras de infraestructura del gobierno. Lo que define el desempeño de los médicos integrales egresados de las universidades bolivarianas y de muchos de los médicos piratas cubanos.

CHina: país invasor al igual que Cuba, al que Chávez empeño el futuro de nuestros hijos y de todos los venezolanos y al que le debemos hasta la forma de caminar. Los venezolanos no sabemos dónde están los resultados de esos préstamos multimillonarios. Lo que sí sabemos es que nuestro petróleo y nuestro futuro está empeñado.

CHiquero: en lo que se han convertido nuestros hospitales, escuelas, las calles de las ciudades, nuestros parques, etc. Venezuela es un gran chiquero, gracias a la revolución bonita.

CHoro: personeros y líderes del régimen, militares, ministros, gobernadores, alcaldes, diputados del PSUV y cualquier otro venezolano, sin distingo de clases sociales y género, que están haciendo de las suyas con los dineros de los venezolanos ante la más descarada impunidad. La CHorocracia es el régimen instaurado en Venezuela y el modus vivendi para unos cuantos venezolanos, de muchas tendencias políticas.

CHoCHera: etapa de la vida la cual nos gustaría llegar y ver otra Venezuela, si es que el régimen lo permite y no pelamos bola por falta de medicinas o atención médica o simplemente por desnutrición.

DerroCHe: lo que hace el régimen con los dineros del venezolano, comprando armamento para reprimir y no para satisfacer las necesidades en alimentos, medicinas, mejora de los servicios públicos. Es la vida que llevan los grandes líderes del régimen, pseudosocialistas que dan la vida por vivir en EEUU, el imperio que tanto repudian (solo en los discursos). Es el estilo de vida que llevan fuera de Venezuela los hijos y familiares de los líderes del régimen, de militares, de enCHufados, etc.

EnCHufados: legión de venezolanos inmorales que han desangrado al país y cercenado el futuro de nuestros hijos y nietos con negocios fraudulentos en sociedad con líderes del régimen y que disfrutan de la mayor impunidad. Muchos en el país, pero la gran mayoría fuera junto a sus familiares. Sinónimo de CHoro de cuello blanco. Nuevo estrato de la sociedad venezolano, fiel copia de la cuarta república.

LeCHe: otrora alimento de nuestros niños. Hoy inalcanzable para muchos hogares venezolanos por su alto precio y por su escasez. Veremos en el futuro los resultados de su no consumo por nuestros niños.

LuCHa: la que debe continuar para salir de la dictadura. Elemento perturbador que ha hecho de los venezolanos su cotidianidad, su rutina diaria y que le ha impedido dedicarse a otras cosas más productivas. Palabra no conocida para muchos venezolanos indiferentes y cómodos.

30-07-2017