La reivindicación de CAP

Carlos Andrés Pérez (CAP) en su segundo gobierno (1989-1993), implementó un conjunto de reformas orientadas a superar el modelo rentista, incrementando la competitividad de la economía venezolana a fin de insertar la misma en el proceso de globalización, como lo hicieron México, Colombia y Chile. Las reformas de CAP generaron la oposición de buena parte de la elite local, quienes deseaban continuar beneficiándose del reparto de la renta petrolera. Ello propició la defenestración de CAP e hizo naufragar el proceso de reformas, abriendo el camino a un liderazgo que profundizó el modelo rentista y sentó las bases de la crisis que nos agobia. Desde hace varios años se viene planteando la reivindicación del ex presidente, un político excepcional y visionario. 

Diversas individualidades han planteado la necesidad de reivindicar al ex presidente Carlos Andrés Pérez y su malogrado intento de reformular el modelo rentista. Uno de ellos ha sido el cineasta Carlos Oteyza quien llevó a cabo dos documentales a fin de analizar la obra de sus dos gobiernos en forma desapasionada. Según un reportaje publicado en el diario español El País los documentales de Oteyza son parte de un ajuste de cuentas con el pasado, pues previo a estos documentales el cineasta había producido en el 2012 “Tiempos de dictadura”, un film que ensalzaba a los civiles que contribuyeron al derrocamiento de Pérez Jiménez. Según Oteyza “CAP tuvo la valentía de cambiar cuando el país no lo entendía”. Al final el país y sus élites no entendieron la necesidad del cambio que Pérez proponía, pues “a Pérez lo tumbaron las élites económicas y los partidos políticos” que se resistieron a las nuevas reglas de juego impuesta por una economía libre y competitiva. El film deja muy claro que CAP se confió demasiado en su influencia personal y no construyó un piso político para las reformas (El País. 2017).

Un segundo intento de reivindicar la obra de CAP fue emprendido por la periodista Mirtha Rivero en su obra “La rebelión de los náufragos” donde analiza los diversos factores que llevaron al derrocamiento de CAP. Trata de reconstruir el proceso que llevó a la defenestración de CAP recurriendo a entrevistas con los diversos actores, en particular con los actores políticos entre ellos miembros de su partido Acción Democrática y Copey. Algo que queda en evidencia en el libro, es la contribución de Rafael Caldera quien, movido por sus ambiciones personales justificó en el parlamento el golpe dado por los militares. Otro aspecto destacado es la oposición del partido de gobierno, el cual se opuso a las reformas debido a que los secretarios generales de AD fueron perjudicados por las mismas, en particular por la que llevó a la elección directa de gobernadores. Los secretarios generales de AD tenían aseguradas las gobernaciones cuando su partido ascendía a la presidencia y utilizaban las mismas para derivar recursos hacia los empresarios cercanos a su entorno, en un proceso poco transparente. La elección directa de gobernadores dio al traste con este mecanismo de reparto de la renta petrolera y provocó la reacción airada de los comisarios políticos de AD contra CAP y su gobierno (Rivero.2011).

Más recientemente, el filósofo y articulista de El Nacional, Antonio Sánchez García planteó la necesidad de revisar la historia reciente de Venezuela y el rol que han desempeñado líderes como CAP, Caldera y Chávez. En su perspectiva el ex presidente Pérez intentó modernizar el país y abrirlo al futuro buscando el desmontaje de los pesados lastres burocráticos que limitaban, dificultaban e impedían el emprendimiento"...tomando “medidas que al descentralizar la vieja y pesada carga del estatismo acicateaba a la gerencia, la producción y al desarrollo de la libre competencia; superando y trascendiendo la dependencia petrolera”, posibilitando así la superación de la Venezuela agraria y petrolera para alcanzar la Venezuela moderna y desarrollada. Mientras Pérez fue el líder orientado al futuro, Rafael Caldera “representó... voluntaria o involuntariamente a los viejos y anquilosados poderes que vivían de los favores del Estado” rentista. “Pérez fue el caudillo orientado al futuro y Caldera el caudillo tradicional orientado al pasado”. Según Sánchez García la crisis que nos agobia es el resultado de este conflicto entre líderes que apostaban al pasado rentista y los que se volcaban hacia un futuro que superara la dependencia petrolera. . Buena parte de la elite criolla apostó al pasado rentista y se opuso radicalmente a las reformas de CAP, entre ellos “un empresariado rentista, que no le perdonaba la apertura económica al libre mercado … y la superación del estatismo mercantilista”(Sánchez García. 2019). Entre estos últimos es necesario destacar el rol de la cúpula de los empresarios agrícolas organizados en FEDEAGRO, que no le perdonaron a CAP el haber culminado con la política de subsidios implementada por Lusinchi en un gobierno previo, que dio lugar a lo que se denominó como el milagro agrícola.

Otra contribución que destaca el singular papel jugado por CAP es la de la asesora de CEDICE y articulista de El Nacional Isabel Pereira quien señala que la sociedad venezolana estaba dominada por la acción de un Estado hipertrofiado que manejaba la principal fuente de riqueza generada en el país. En este contexto CAP realizó un gran viraje en el marco del cual se promovieron reformas para limitar el poder del Estado, como la elección directa de alcaldes y gobernadores. Era de esperar la reacción de los agentes económicos ya que la economía estaba tomada en parte por grupos dependientes de los subsidios estatales. Pero además se produjo la radical oposición de los empresarios, propietarios de medios, partidos políticos y organizaciones de la sociedad civil que no entendieron la trascendencia del viraje. A juicio de Pereira con el derrocamiento de CAP se comenzó a profundizar la tragedia y se abrió la puerta a los simpatizantes del “socialismo del siglo XXI” que confiaban en la intervención del Estado para labrar el futuro económico del país. En este contexto Chávez y luego Maduro tomaron la alternativa y destruyeron la economía y el país (Pereira. 2019).

Carlos Andrés fue un político excepcional, formó parte de la generación fundadora de la democracia venezolana y como lo plantea Alexis Ortiz, un político venezolano exiliado en Miami, se impone en la actualidad la reivindicación de Pérez. Fue un político visionario que trató de apuntar al futuro y superar el rentismo petrolero, reto que todavía sigue pendiente.

Referencias:

El Pais. 2017. La pantalla reivindica a Carlos Andrés Pérez, El Pais, 2 de enero del 2017.

Ortiz, Alexis. 2019. La reivindicacion del presidente Carlos Andrés Perez. El Nuevo Herald, 13 de junio.

Pereira, Isabel. 2019. Un balance del ultimo trimestre. Noticiero Digital. 6 de octubre.

Sánchez García, Antonio. 2019. Carlos Andres Perez. La historia pendiente. El Nacional, 29 de septiembre.

Rivero, Mirtha. 2011. La rebelión de los náufragos. Editorial Alfa. 2a reimpresión.

Profesor UCV