¿Qué piensa la ong Foro Cambio Democrático?

1. ¿La situación actual del país?

*Es la más severa crisis de nuestra historia desde la guerra federal.

*Un país desecho en todos los órdenes: político, económico, social, moral:

*Una fractura institucional con el Ejecutivo y el Judicial por un lado y el Legislativo por el otro.

*La inflación más alta del mundo que produce fenómenos criminales como el del incremento de la desnutrición infantil, con daños irreparables para el futuro de la nación.

*Caída de la producción y aumento de la deuda.

*Se anuncia que los homicidios pasarán de 25.000 el año pasado a 30.000.

*Y esa vergüenza que son los decenas de miles de compatriotas alimentándose de la basura.

2. ¿Qué pasa con el gobierno?

*Paralizado en medio de sus contradicciones internas, oscilando entre su vocación totalitaria y su legitimidad de origen electoral y democrática.

*Como el país los rechaza, en vez de buscar una salida electoral, se atrincheran en más autoritarismo con prácticas dictatoriales: le arrancaron al pueblo su derecho al revocatorio.

*Se atrincheran en más centralismo, regresando a los tiempos de Lusinchi cuando el residente designaba a dedo como gobernadores a los secretarios generales del partido.

*Ante el fracaso de su política económica, en vez de buscar la interlocución con el empresariado para incrementar la producción y desarrollar las fuerzas productivas, se refugia en más controles y estatismo, lo que afecta la producción de bienes y aumenta el costo de la vida.

*En vez de sancionar la corrupción, los corruptos de cuello rojo pululan por doquier.

3. ¿Qué pasa con la oposición?

*Luego de la victoria del 6D, se concentró sólo en la obsesión de sacar a Maduro y olvidó presionar por las regionales, que habrían sido una gran victoria democrática

*Oscila siempre entre La Salida Ya y La ruta democrática de acumulación progresiva de poder.

*Oscila entre los que quieren exterminar al adversario y lo que buscan el diálogo y la reconciliación.

*El diálogo debe ser parte esencial de la estrategia opositora y no algo que se toma y se deja de acuerdo a la coyuntura.

*Cuando me dicen que por haber ido al diálogo no derrocamos a Maduro, lo que es una ridiculez, respondo que el error fue no haber acudido antes: inmediatamente después del 6D, fortalecidos y con el rr vivito y coleando.

*Dicen algunos que como fuimos al diálogo dejamos la calle: eso es una coartada, un pretexto, pues nadie nos impedía estar en la Mesa de Diálogo y estar en la calle protestando con el pueblo.

*Algunos cuando hablan de diálogo solo piensan en una calle política, la mítica avenida Urdaneta rumbo a Miraflores para derrocar al gobierno: nosotros proponemos las mil calles sociales de todos los días, por comida, medicinas, servicios, seguridad.

*Protesta y propuestas/soluciones: una debilidad de la oposición es que quienes votan por ella no votan tanto "por" su proyecto sino "contra" el gobierno. Mientras no logremos superar esto, tendremos la curiosa situación de un rechazo al gobierno de 80 %, pero un apoyo a la MUD de 50, y a los partidos de la MUD no más de 10 entre todos.

4. Razones para el optimismo:

*La sociedad democrática, por encima de la MUD pero "con" la MUD, nunca "contra" ella, provocará un vasto movimiento político civil más allá de los partidos (pero nunca anti-partido).

*Más temprano que tarde habrá elecciones (en el 18, si el régimen autoritario chavista no quiere convertirse en una dictadura rampante) y las fuerzas políticas y civiles democráticas tomarán el poder.

*Crucial para ese escenario, una negociación con el chavismo sobre su futuro y mantener la mejor relación de respeto con los militares.

*Y la unidad nacional transformará a Venezuela: en nuestra historia tuvimos dos grandes unidades nacionales: en el siglo XIX la que nos dio la independencia y de la que es emblema el abrazo de Bolívar y Páez en Cañafístola, aristócratas y plebeyos; y la que nos dio en el siglo XX la democracia que concluyó en la Constitución del 61, firmada desde el MAN en la ultra-derecha hasta el PCV en la izquierda, pasando por AD y Copei. Hoy necesitamos la tercera unidad: la del siglo XXI, que nos dé por fin el desarrollo con justicia social y progreso para todos.

Por los derechos humanos

Facebook Twitter Share